Arruguitas y otras verdades

img_20160919_102528

Los niños son sinceros, así que si te dicen algo es verdad de la buena. Por eso, no me queda más remedio que aceptarlo:

Me estoy haciendo mayor!!!

Mi querido hijo ha tenido la bondad de iluminarme sobre este echo. En un momento íntimo de charlas matutinas bien acurrucaditos bajo las sábanas me dijo bajito y con cariño.

Mami, te estás haciendo viejita. Tienes los ojitos así…chi, chip, chip…

¿Con arruguitas?

Sí, con arruguitas! Te estás haciendo abuelita… Bueno, pues yo tendré un hijo!

Me estoy haciendo vieja, sí señor, me salen arrugas y canas y ya no tengo las carnes prietas y me duele el tobillo cuando va a llover…pero ¿sabéis qué? Que me quedo con la segunda parte de la lección!

Si yo me hago mayor, ellos también se van haciendo mayores y serán hombres interesantes, con sus valores, sus proyectos, su familia y … hay tanto por vivir!

Hacerse vieja impone. No estamos acostumbrados a pensar en la vejez como nada más que un cúmulo de achaques y pérdidas pero yo creo que también hay mucho por ganar. La manera de ver la vida seguro que cambia y muchas prioridades actuales se relativizan. Tendremos que soportar los achaques para poder apreciar la belleza de ver la vida desde otra perspectiva.

Anuncios

Acerca de happylittlethingblog

Treinta y tantos, comunicadora, mamá, beautyadicta y aficionada a la moda pero sobretodo optimista por naturaleza. Disfruto de los pequeños momentos y me gustaría compartirlos.
Esta entrada fue publicada en motherhood y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Arruguitas y otras verdades

  1. Pues en esas fotos no se ve ni una arruga!! Yo te veo estupendísima!!!

    Le gusta a 1 persona

  2. Violeta dijo:

    Qué bonito post 🙂

    Le gusta a 1 persona

  3. Jajaja, los niños no tienen filtros y dicen las cosas tal como las ven y sienten. A mí también me sueltan alguna perla de esas, pero a renglón seguido me hacen un cariño.
    Los años te dan experiencia y valoras lo realmente importante, aprendes a priorizar. Además estamos maravillosas con nuestras arruguitas, porque están provocadas por la felicidad.

    Un beso grande, guapa.

    Le gusta a 1 persona

  4. Qué brutos son a veces sin saberlo. Aún me acuerdo del “mamá, tienes el culo viejo” que venía a ser que estoy celulítica perdida y al niño le parecieron arrugas… Menos mal que lo dicen con mucho amor y sin malicia alguna. Aish… Yo ya llevo desde estrenada la cuarenteña buscando lo positivo de cumplir años y oye, no está tan mal. (Y o los filtros son muy efectivos o estás estupenda)

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s